Ir al contenido principal

En adopción ¿Importan los niños?

Llevo un finde semana que no salgo de mi asombro y eso que me paso la vida entre datos e informes leyendo y rebuscando y creía que estaba fuera del alcance de estupores y sorpresas,  aunque nunca me resultan los hallazgos indiferentes. 
Según y de donde vengan los datos a veces
 -cómo es ahora- no se me cierra la boca del pasmo. O sí… y me siento como un besugo abriéndola y cerrándola a cada dato que me tropiezo.¿Qué ha cambiado?  Porque estos datos no son nada "vagos", son actuales, son fehacientes y son tremendos.
Los pasados 16 y 17 de abril asistí in streaming - gracias a las nuevas tecnologías y sobre todo al trabajo del fantástico equipo organizador- al I CONGRESOINTERNACIONAL INFANCIA Y ADOLESCENCIA  organizado´´ por la facultad de Trabajo Social y Servicios Sociales de la Universidad de Granada.
Allí, en la mesa que trataba el tema  La búsqueda de los orígenes de los adoptados, Diana Marre nos facilitó unos datos tan actualizados como descomunales: En Nuestro país actualmente hay 23.800 certificados de idoneidad concedidos no resueltos, es decir que “no han sido satisfechos con una adopción “ fueron sus palabras textuales.Así comentó que hay una media de 1080 adopciones internacionales resueltas al año y se siguen aceptando solicitudes de adopción…

Seguro que quienes estén en este mundo angosto de la adopción  estará tan atónito como yo. Porque todos sabemos qué los procesos son tortuosos,dilatados y enmarañados pero estos datos contrastados son cuando menos para pasmarse. Aunque quien más quien menos dirá…ya lo sabía, ya me lo imaginaba…
Pues yo me acabo de caer del guindo, y no por esos datos solamente –que también- al sumar dos y dos, me salen 20 años… no… sino porque para mayor estupefacción leo a Susanna Tamaro (conocida escritora por su “Donde el corazón me lleve”) en un artículo de la revista digital Mujeres Hoy titulado “Niños abandonados”( aquíos dejo el enlace) y me encuentro con el tercer dato abrumador…en el mundo hay 165 millones de niños abandonados
Desde ese renglón del artículo ya tengo la mandíbula desencajada.  Y a los padres adoptantes les piden paciencia porque “no hay niños adoptables”…

 Puestos a dar datos sigo con los datos que compartió Diana Marre en su charla  de Granada en la que nos contó que cada niño tutelado por el estado español viene a salir por la friolera de 4000 € MENSUALES de media, en claro contraste a los 250€ que se destinan a la recuperación de la familia biológica.
¿Y cómo esta diferencia? Porque todos los servicios de tutela están externalizados con lo cual Diana Marre lo sugirió y yo lo pienso en voz alta..¿Interesa que esos niños encuentren una familia?...Si.. ¡Qué fuerte! -que diría mi hija-.
 Más datos para la horchatalización de la sangre:
desde 1997 en nuestro país se han producido 52.800 adopciones internacionales (las adopciones en otros países comenzaron a principios de los 90) 
En la actualidad en centros de nuestro país hay 35.000 niños bajo alguna clase de tutela.

Creo que las cuentas no salen, creo que tenemos un suspenso garrafal, no ya en matemáticas sino con los niños, en esta delicada asignatura que es la justicia social. ¡Porque encima con esos 4000€ no estamos consiguiendo niños felices! Los niños institucionalizados son niños que sufren y lo hacen sostenidamente.


 No acabo de encajar ni los datos ni la mandíbula. Y lo peor es que con tanto estudios antropológicos, tanta convención de la Haya y tanto aparato burocrático, no puedo sino darle la razón a una madre cuya hija adoptiva tiene un serio problema de discapacidad que no se cura con el mucho amor que ella le pone. Hace dos días en una conversación telefónica me decía  -Y lo que hablaba lo hacía con conocimiento de causa- al hilo de los seguimientos postadoptivos, que había pedido al país de origen de su hija unos informes médicos que allí el leyeron y que  le eran de gran necesidad y había obtenido …Nada. No se me olvidan sus palabras:


 “No les importan los niños, en realidad todos son unos tecnócratas que lo único que hacen es su trabajo y además mal hecho, porque no trabajan con niños, trabajan con estadísticas.”M.

Comentarios

  1. Eso está claro, así es.
    Nosotros hemos dejado el segundo proceso de adopción que comenzamos. Tras seis años esperando entre trámites españoles y trámites extranjeros, se te hace ya cuesta arriba volver a empezar con un niño pequeño, con una edad y con otro hijo ya en los límites de la adolescencia. Y claro que hay niños, muchos, pero la burocracia es excesiva, necesarios una serie de controles pero excesiva la dilatación en el tiempo que ello conlleva, y ya no para los padres que al fin y al cabo están viviendo sus vidas en el sitio donde han querido o podido por su trabajo, sino para esos niños institucionalizados en los que cada mes que pasa se añade una secuela más...


    Elena

    ResponderEliminar
  2. tengo cara de idiota ahora mismo y el estómago del revés

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Me encanta que me cuentes lo que piensas

Entradas populares de este blog

LA HISTORIA DE ERNESTO

Autor: MERCE COMPANY Editorial: SM ISBN:84-348-1929-5 AÑO: 1986 1ª edición (yo tengo la 25ª)

La historia esta bien desarrollada y bien planteada transcurre a lo largo de un día: el quinto aniversario de la llegada de Ernesto. Sus padres y él lo celebran todos los años. Ernesto es un niño adoptado de seis años y cada aniversario pide que le vuelvan a contar los detalles de todo lo hicieron sus padres para adoptarlo. Le cuentan por qué sus padres biológicos no pudieron criarlo, por qué ellos lo adoptaron y qué es lo que significa ser padres. El niño cada año pregunta cosas nuevas y los padres le dicen la verdad en la medida que es capaz de comprenderla. Este año lo celebran, además, con un regalo muy especial: le regalan una gatita a la cual Ernesto decide adoptar.
La salvedad que para mi tiene este libro y que me parece injustificable es cómo alguien que parece conocer el mundo de la adopción tan bien, permite que en su contraportada, en la 25 edición (no ya en las primeras) en la reseña …

El pájaro Moscón.

En donde vivo hay muchas clases de pájaros, tengo la suerte de vivir al borde del Parque Natural Cabo de Gata y durante todo el año escucho distintos sonidos de pájaros y hay uno que me desconcierta. Es un sonido peculiar, un silbar hacia adentro, una especie de estertor, un silbido aspirado como cuando alguien tiene problemas respiratorios…antes de escuchar el video, prueba a hacerlo y sabrás a qué me refiero.
La otra mañana muy temprano tendida en la cama con las primeras luces del recién estrenado verano lo escuchaba. Parecía como si sólo ese pajarillo y yo estuviéramos despiertos porque no había ningún ruido más, ni sonido alguno producido por humanos ni animales. Sólo ese pajarillo y me inquietaba oírlo, me molestaba…si no lo oyera ya tantas mañanas pensaría que algún polluelo estaba agonizando.Se me había quedado tan fijado en la mente que ya lo distinguía claramente aunque hubiera otros muchos pájaros piando con él y sobre el ruido del viento y de los coches. El caso es que lo…

La capacidad de amar

Lunes por la mañanaconversaciones de desayuno.
-Mamá eres la mejor madre del mundo…. Incluyendo a mi madre biológica.Primero te quiero a ti y luego a ella… Y yo le explico que esto no es un podio o una carrera, que no hay que dar puestos ni conquistar medallas. -Pero yo te quiero más a ti –me dice-. Entonces le lanzo la pregunta trampa: -         - ¿A quién quieres más a papá o a mamá? -          -.... ¡Eso no se pregunta!(Ahí le he dado) -          -Si quiero hasta mil os quiero quinientos a cada uno – me dice tras un rato en silencio.Y  añade al momento-Pero si os quiero tanto no me va a quedar  suficiente para querer a X.
Y yo le explico que no es así, que la capacidad de amar es la que uno tiene para querer, que no resta, ni divide, que si uno tiene una capacidad de amar de mil, será capaz de amar mil a su padre, a su madre biológica, a mí a su hermana y por supuesto a su amada X. Parece que se ha quedado más tranquilo.
No soy una santa, por supuesto que una parte de mí se sentiría alg…